El sol, el cielo y su azul

El azul del cielo siempre inspira

Mirar hacia arriba. Salir a la calle. Encontrar todo dominado, gobernado, por la intensa luz del sol, la profundidad del azul celeste. No solo calienta nuestros cuerpos. Si la dejamos, también calienta los corazones.

Siempre he entendido que es más fácil sonreír en un día profusamente soleado que en uno de menor saturación cromática. Cuando nos vemos en la necesidad de crear una conversación la construimos sobre los cimientos del clima, porque es un tema que inconscientemente es importante para nosotros, incluso en ocasiones es definitorio del estado de ánimo.

Cosas así estimulan mi sonrisa.

Y a ti, ¿qué te hace sonreír?

¿Tienes algo que decir?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s